No percibirás nada…

 

 

Suave y triste amanecer,

Débiles rayos de sol,

Se cuelan por mi ventana,

Me acarician la cara,

Los confundo con un beso en la mañana,

Poco a poco son cubiertos por las nubes,

Suave porque siento tanto,

Triste porque no te tengo…

 

Mis letras hoy son tristes lágrimas,

Con las que moje anoche mis sabanas,

Al sentirme tan sola,

Abrazando mi almohada,

Soñando tu cuerpo,

Arrancándome el alma.

 

 

No quiero engañarme,

No quiero ilusionarme,

No quiero quererte,

Sin saber exactamente…

Que tus sentimientos me pertenecen.

 

Todos los días me confundo,

Todos los días veo burros,

Todos los días me propongo…

Desaparecer y marchar por donde he venido,

Y dejarte tranquilo.

Fundirme con la nada,

Perdiéndome entre la niebla,

Que nace de mi alma.

 

Y tú nunca sabrás nada,

Ni siquiera podrás imaginar que me marche enamorada,

De unas letras que salían de tu alma…

Y del hombre que detras de ellas,

se encontraba…

Ese día se que no percibirás nada…

 Tú para mi eres todo…

Yo para tí,  no soy nada…

 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s